Nuestra Historia

La Fundación Sierra Dorada fue fundada en 2005, por iniciativa de Julio y Patricia Laciar. En 1998, Julio y Patricia decidieron dejar sus trabajos privados y comenzaron a ayudar a niños huérfanos. Trabajaban con niños en un hogar en la sierra de Córdoba. Posteriormente, habiendo ganado más experiencia, en el año 2000 abrieron las puertas del Hogar de Niños en San Marcos Sierras.

A partir de ese momento, lo que era un sueño de Julio y Patricia, se convirtió en un proyecto de todos. En estos más de quince años de vida, nuestra Fundación ha incorporado nuevos proyectos motivados por un mismo sentimiento: mejorar la vida de niños y niñas en situación de vulnerabilidad.

Conozcamos un poco más de nuestros tíos fundadores

¿Cómo era su vida antes de comenzar con el Hogar?
“Desde que nos casamos nuestra vida trascurrió en su totalidad en la provincia de Córdoba. Patricia era estudiante de lenguas, y docente de lengua e idiomas. Por mi parte (Julio) tuve diversos trabajos en comercio y ventas. Pero fuera de nuestro ámbito laboral,  siempre estuvimos en contacto con chicos.” –Julio

¿Qué los motivo a comenzar a trabajar con niños?
“Muchos se preguntan cuál es el motivo por el cual dos personas con profesiones tan diferentes dedicaron su vida a la tarea social con los niños. Y la pregunta es lógica para quienes no conocen la verdadera razón, pero lo cierto es que un suceso marcó para siempre el rumbo de nuestro destino como familia. En el año 1998 se le diagnosticó a Julio un cáncer en el riñón derecho: un tumor maligno de 17 cm. terminaba con las esperanzas del futuro. Después de muchos meses de quimioterapia, tres días en coma profundo, siete meses en silla de ruedas y 35 kilos menos, milagrosamente, Julio comenzó a recuperarse ante el asombro de médicos, familiares y amigos.

Muchas iglesias de diferentes denominaciones, muchos grupos religiosos se unieron en oración para pedir por la salud de julio, muchos amigos y familiares nos ayudaron y apoyaron todo el tiempo. Al cabo de un año, Julio estaba totalmente recuperado.
Pensamos entonces que nuestra misión en esta tierra iba más allá de los planes que habíamos trazado cuando nos casamos, por ello decidimos devolver a Dios, a la vida, a nuestros semejantes, un poco de todo lo que habíamos recibido en ese tiempo tan difícil de la enfermedad. No lo pensamos mucho y al poco tiempo ya estábamos capacitándonos en un hogar de niños. Unos años después, comenzamos nuestro hogar en San Marcos y luego le dimos forma con la Fundación” –Patri

 

¿Cuántos niños han pasado por el Hogar hasta hoy ?
“Hoy tenemos 3 hogares habilitados: San Marcos, Embalse y Córdoba Capital. En 2016, apoyamos la iniciativa de una familia de acogimiento de Embalse, iniciando un nuevo hogar en esa ciudad. Y en 2017, comenzamos la gestión del Hogar “Eva Perón”, en convenio con el Ministerio de Justicia de la Provincia. Aproximadamente asistimos a más de 65 niños de distintas edades. No podemos llevar una contabilidad exacta, ya que tenemos una altísima rotación de niños. Constantemente estamos recibiendo niños de parte del gobierno, que cuidamos por unos pocos días o se quedan con nosotros por años, hasta que llegan a su mayoría de edad y los vemos insertarse de forma independiente.” –Julio y Patri

¿Qué los motiva diariamente a seguir trabajando por los niños?
“Nuestra fe en el Señor Jesucristo, entendiendo que estamos cumpliendo Su mandato. Creemos firmemente que,  “nuestra preocupación no debe ser solamente por la gente que hace cosas malas, debe ser también por la gente buena que no hace nada por su semejante” – palabras del reverendo Martín Luther King… Desde que comenzamos hasta  hoy,  nos hemos dedicado a promocionar acciones de buena voluntad y sumar más personas a este sentir.” Julio y Patri

¿Cuáles han sido los acontecimientos importantes de los últimos años?
“Cada día que pasa y logramos salvar a un niño. Es el acontecimiento más importante que tenemos como Fundación. Por su puesto hay situaciones muy lindas y significativas. Pero nada se compara cuando un niño u adolescente  logra salir e insertarse en una familia.” -Patri